CARTAS AL DIRECTOR

CARTAS PUBLICADAS EN MEDIOS DE PRENSA

.

—————————————————————

CARTAS NO PUBLICADAS EN MEDIOS DE PRENSA

.

Por la razón o la fuerza:

La expresión “por la razón o la fuerza” corresponde a la versión castellana de la frase latina aut consilio aut ense (o por consejo o por espada) que fue incluida como lema en el primer escudo nacional de 1812. Dicha expresión fue incorporada en diversas monedas acuñadas durante el siglo XIX y fue oficializada en 1920 como lema del actual escudo nacional (adoptado en 1834).

Ella es equivalente a “la balanza y la espada” con la que se representa simbólicamente la imagen de la justicia: la balanza que simboliza al derecho y a la razón no puede prevalecer sobre la violencia ilegítima y el crimen sin la espada, que simboliza al poder y a la fuerza. También equivale a “Estado de Derecho”; es decir, aquel que se caracteriza por la igualdad ante la ley, la obligación de cumplirla tanto por gobernantes como por gobernados y que quien la viola recibe el debido castigo. Razón y fuerza son inseparables como anverso y reverso del Estado de Derecho.

Diversas personas proponen reemplazar el lema del escudo por “solo por la razón, solo por la justicia”, “por la fuerza de la razón”  u otros; pero no explican cómo se hace para imponer el orden a quienes no se someten a él por la razón.

Estas personas tienen una concepción estrecha de la noción de derecho, que piensan que al elegir el camino del derecho han renunciado a la fuerza, olvidando que ella es necesaria para darle eficacia. Lo esencialmente jurídico no está en el contenido de la norma, sino que en su imperio inexorable; es decir, la imposición forzosa de su cumplimiento. El derecho lleva en sí implícita la coacción, la fuerza para imponer sus decisiones.

La defensa del derecho no se agota en razonamientos del juez: es necesario que detrás de la balanza del juzgador vigile la espada del ejecutor. En nuestro mundo real, para imponer el orden recto e impedir la acción de quienes lo subvierten y alcanzar la paz social muchas veces es necesario aplicar la violencia física legítima del Estado.

El significado del lema no está vinculado a un carácter belicista, sino que pretende establecer la primacía de la razón en la vida colectiva, es decir, el derecho; no obstante, si este es violentado, debe restablecerse mediante el uso de la fuerza si fuese necesario.

Finalmente, en relación con los convencionales constituyentes que pretenden “refundar a Chile”, cabría citar a Milan Kundera: “Para liquidar a las naciones lo primero que se hace es quitarles la memoria. Se destruyen sus libros, su cultura, su historia. Y luego viene alguien y les escribe otros libros, les da otra cultura y les inventa otra historia. Entonces la nación comienza lentamente a olvidar lo que es y lo que ha sido”.

Adolfo Paúl Latorre (14 de septiembre)

.

Carro alado:

En Fedón, Platón narra el mito del “carro alado” para describir la estructura del alma. Compara el alma con una fuerza, en este sentido el alma es un juego de fuerzas, cuya posible estabilidad depende del equilibrio y orden de aquellas.  Esto permite la comparación con el “carro alado” que está compuesto de un jinete y dos caballos. He llegado a pensar que de alguna manera dicha comparación podría explicar el débil comportamiento de la política chilena actual. Uno de los caballos es bueno y el otro malo.  En Platón, el mal es desorden.  En el mito del “carro alado” el jinete controla las fuerzas equidistantes estableciendo el orden entre los dos caballos.  Y compara las fuerzas con las tres partes del Estado: así el jinete representa la razón (o sabiduría), en el Estado será el gobernante, el caballo bueno el coraje, la voluntad y el valor, en el Estado será el ejército, y el caballo malo la desazón e ignorancia, representa la frustración del pueblo que vive resignado ante la prepotencia e ignorancia política “all across the board”.  Puedo ver hasta aquí que ninguno de los candidatos presidenciales enfrenta con inteligencia y valentía este paradigma.  A lo mejor el pensamiento de San Agustín: “bueno más malo es mejor que bueno” podría traer alguna luz en el poco tiempo que queda para las lecciones a los actores del drama presidencial.

Gustavo M. Astorquiza, P. Eng. (15 de septiembre)

2 Me gusta 🙂
Publicaciones por Autor
Programa Revelando
Revista Eslabón
Hazte Socio de Asofar
Trámites De Defunción
Convenios Bienestar Social
Mutual de Seguros
Revista Tres Espadas
Sinergia Democrática
Cooperativa Lautaro Rosas

ASOFAR AG - Asociación Gremial de Oficiales de la Armada en Retiro

Esmeralda 1074 Of. 401, Valparaíso - Tel 32 2254314 - asofar@gmail.com